Hay una virus que está a la orden del día, y del que poco se habla. Aún no tiene nombre, pero está entre el conformismo y la indiferencia.

Los que la padecen, tienen síntomas como dejar las cosas para otro día, o ver pasar el tiempo sin valorar lo que tenemos y lo que realmente importa en la vida.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Por favor, reiníciese.

Vueltas.