Ronchas de un quererme.

Cómo puedo saber si tengo lo que quiero, si quiero lo que tengo. Cómo puedo saber si quiero lo que tengo, si siempre acabo queriendo que tengan lo que quieren los demás.
Si tengo la mala costumbre de pensar en mí cuando ya de nada vale. Me rectifico constantemente, corrigiendo lo que yo misma he decidido por mí, por si alguien lo malentiende. Pido perdón cuando me han destrozado, hablo demasiado pero aún más callo.

Arrasca fuerte, que pica demasiado el olvido cuando se trata de tu propio pellejo el que dejas al antojo del destino.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Por favor, reiníciese.

'Dame vida, toma el tiempo, que me ahoga.'