Cada día le intento explicar a mi cuerpo de niña impaciente por el tuyo, que aunque nadie tenga la culpa, ya no hay marcha atrás en esta distancia que nos separa.
Mi niña interior no entiende nada y llora desconsolada.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Por favor, reiníciese.

'Dame vida, toma el tiempo, que me ahoga.'